Solucionismo tecnológico contra las bibliotecas

feature-libraries-dead

La situación de las bibliotecas públicas en el Reino Unido sigue siendo trágica, y sigue dando que hablar. Y mucho.

Hace unos días el ayuntamiento de la localidad de Walsall lanzaba la propuesta de cerrar 15 de sus 16 bibliotecas públicas (además de su galería de arte). Es una propuesta así que de momento no hay nada en firme, pero ahí está, sobre la mesa.

Es otro ejemplo de que las bibliotecas están en el punto de mira de mucha gente, pero la noticia más llamativa al respecto de la crisis la publicaba The Guardian este 27 de octubre. Según su artículo, una organización benéfica que apuesta por la inclusión digital, The Tinder Foundation (nada que ver con la app de citas), ha declarado sin reparos que algunas bibliotecas merecen ser cerradas. Y lo hace pocos días después de que se celebrase un debate en el parlamento inglés sobre la situación de las bibliotecas de la nación. Leer más “Solucionismo tecnológico contra las bibliotecas”

Leer en digital reduce la comprensión general del texto

Parece inevitable que cada cierto tiempo aparezca un estudio que compare algún aspecto relacionado con la lectura entre papel y formato digital. Un nuevo estudio, presentado en la conferencia Computer Human Interaction (CHI) 2016, y también arroja datos polémicos.

Según los autores, Geoff Kaufman y Mary Flanagan, leer en digital reduce la comprensión abstracta y general del texto; por contra, mejora el recuerdo de detalles concretos. Leer más “Leer en digital reduce la comprensión general del texto”

¿Deben ser los bibliotecarios buenos lectores?

Una de las preguntas del millón, sin duda. Y es que parece que hay pocas cosas más contradictorias que un o una bibliotecaria a quienes no les guste leer: ¿no se supone que los trabajadores de una institución dedicada, en su mayor parte, a preservar y difundir el gusto por la lectura deberían ser los primeros en practicarla?

Por supuesto, la respuesta instintiva suele ser que sí, que los y las bibliotecarias deben ser buenos/as lectores y lectoras. Por lo general, suelo estar de acuerdo con esa respuesta instintiva, aunque creo que si indagamos un poco quizá hallemos algún matiz interesante. Leer más “¿Deben ser los bibliotecarios buenos lectores?”

Pasar la página de un libro es acariciar el tiempo

Son muchas las personas que no acaban de decidirse por la lectura en libro digital. Puede que por nostalgia o por resistencia a los cambios a los que nos induce la tecnología. Aunque nuestra manera de procesar la información también tiene algo que ver: parece que el libro en papel facilita la comprensión de lo leído gracias a su dimensión física. Tal y como si necesitáramos sentir las páginas, poder pasarlas con nuestros dedos, para poder recordar mejor lo leído.

Esos dos ejes, la memoria y la dimensión física del libro, están bien presentes en algunos pasajes del libro de ensayos de Emilio Lledó Los libros y la libertad. Lledó es filósofo y filólogo, con una más que amplia carrera como docente e investigador, y es miembro de la Real Academia Española, por lo que sus reflexiones adquieren formas muy líricas. Leer más “Pasar la página de un libro es acariciar el tiempo”

¿Leer ficción nos ayuda a aprender sobre el mundo?

libros

Del novelista Haruki Muraki se dice, entre otras muchas cosas, que sus libros están llenos de frases profundas. Una de esas frases que ha hecho fortuna entre los internautas, en forma de meme, es

If you only read the books that everyone else is reading, you can only think what everyone else is thinking.
(Si sólo lees los libros que todo el mundo lee, acabarás pensando lo que todo el mundo piensa)

Y es que se dice que la literatura de ficción tiene la capacidad de hacernos replantear nuestras creencias sobre el mundo y la vida, gracias al desarrollo de la empatía que fomenta la lectura de historias y situaciones que tienen que ver con otras vidas, otros lugares y otros tiempos.

Pero, ¿es cierto que leer ficción nos ayuda a aprender sobre el mundo? Puede que la respuesta no sea tan sencilla. Un artículo del año 2012 de la psicóloga Tania Lombrozo para ncpr nos explica por qué. Leer más “¿Leer ficción nos ayuda a aprender sobre el mundo?”

Isaac Asimov sobre las bibliotecas como puerta abierta hacia la maravilla y la felicidad

“Mi educación real […] la obtuve en las bibliotecas públicas”

asimov_memorias

Isaac Asimov es sin duda uno de los gigantes de la literatura del siglo XX. Gracias sobre todo a sus obras de ciencia ficción (se considera a Asimov uno de los mejores escritores “clásicos” de este género, junto a Robert A. Heinlein y Arthur C. Clarke). Pero también gracias a su labor de divulgación del conocimiento, con ensayos sobre los más diversos temas (la entrada de la Wikipedia menciona que “sus trabajos han sido publicados en 9 de las 10 categorías del Sistema Dewey de clasificación”). Una tarea que al final de su vida se había concretado (también según la Wikipedia) en “más de 5oo volúmenes y unas 9000 cartas o postales”.

Hacia el final de su vida, Asimov encontró tiempo para escribir su útltimo libro de memorias, una obra de tono intimista y de confidencias con el lector, donde repasa su vida en forma de breves capítulos. En español fue publicada en la edición de bolsillo que aquí os comento por Ediciones B.

Con el ritmo de trabajo frenético que acostumbraba, Asimov anotó en su diario personal el 30 de mayo de 1990 (c0m0 recoge su esposa Janet en el epílogo de la obra):

Ahora todo está listo para entregarlo, ciento veinticinco días después de que lo empezara. No hay mucha gente que pueda escribir doscientas treinta y cinco mil palabras en ese tiempo, mientras además hace otras cosas. (p. 710)

De entre los capítulos que forman la obra, me gustaría deternerme en dos: los capítulos 8 y 9, dedicados a las bibliotecas públicas. Antes de entrar en detalle, un poco de contexto. Leer más “Isaac Asimov sobre las bibliotecas como puerta abierta hacia la maravilla y la felicidad”